Esta receta de yogur con mango y chocolate es ideal para cualquier media mañana o merienda. Es posible que llegues del trabajo un poco más pronto que otros días y con bastante apetito, o te levantes un día de la siesta mas golosa de lo habitual. O simplemente te apetece darte un buen capricho rico, nutritivo y saludable.

Sea cual sea tu situación, esta es una receta súper simple, fácil y sobre todo, versátil.

Ingredientes

¡Tan solo necesitas 3 ingredientes!

1 yogur natural

1/4 mango mediano

2 onzas de chocolate negro

Elaboración

Es tan fácil y rápido como poner en una taza o bol el yogur, y cortar 1/4 mango en trocitos. Luego, con la mano o con ayuda de un cuchillo troceas el chocolate. ¡Te aseguro que la preparación no te llevará más de 5 minutos!

yogur con mango y chocolate

¿Qué yogur escoger?

El que tengas en casa. Pero ojo, si sueles comprar el yogur azucarado o de sabores (que la mayoría son aromatizados y con bastante azúcar añadido), lo mejor es que comiences a evitarlos y compres yogur natural sin más.

El yogur griego y el queso fresco batido son otras dos buenas opciones para esta merienda o para tomarlos de manera individual como postre o tentempié. Hay quienes los prefieren, no solo por su sabor sino por su cremosidad.

Cualquiera de las opciones que elijas (ya sea yogur natural, yogur griego o queso fresco batido) seguro darás con la correcta. Los tres contienen bastante proteína, tienen poder saciante y darán un sabor super rico a tu merienda.

Miniconsejo

Comprar el yogur en envases individuales de 125 gramos te ayuda a controlar mejor la cantidad que consumes. Por el contrario, si compras los envases grandes, es posible que no sepas exactamente qué cantidad servirte ni tengas un control muy exhaustivo de las cantidades.

¿Por qué elaborarlo con mango?

Dependiendo de la temporada, es posible que te sea más difícil encontrar un buen mango y sobre todo a buen precio. Según el país en el que vivas, el mango se cultiva más en primavera o en verano, o incluso en otoño como sucede en España.

Se trata de una fruta de excelente sabor, contiene mucha fibra, vitaminas y antioxidantes. Además, su textura es muy agradable combinada con el yogur.

No obstante, si no tienes mango, ¡no pasa nada! Muchas frutas, por no decir casi todas, combinan genial con el yogur e incluso con el chocolate. Puedes optar por trocear un plátano, servirte gajos de mandarina o partir en trocitos una manzana.

¡Dale al coco! ¡Échale imaginación!

No me gusta el chocolate negro ¿Puedo elegir chocolate con leche?

El chocolate con leche no es que sea lo peor del mundo, pero tampoco lo recomiendo como producto habitual dentro de una alimentación saludable. En su proceso de elaboración se emplea bastante azúcar y, ¿para qué queremos una merienda aún más dulce si la fruta que empleemos nos aporta ya este dulzor?

Si en casa sólo tienes chocolate con leche (porque ya lo compraste…) y no tienes chocolate negro, puedes probarlo en la elaboración de esta merienda. Pero recomiendo que, en lugar de emplear chocolate con leche, mejor es utilizar un pequeño puñado de frutos secos como nueces, pistachos o almendras. Contienen grasas saludables, son saciantes y nos aportan fibra, entre otros.

Pero, ¿se te ha antojado el chocolate negro? Otra opción es salir andando a comprar chocolate negro a tu supermercado o tienda de alimentación más cercana. Una excusa perfecta para evitar el sedentarismo y ejercitarte 😛

Escoge un chocolate negro de verdad

Lo ideal es elegir el chocolate negro. Si puede ser que contenga como mínimo un 70% de cacao, mejor.

Fíjate en la lista de ingredientes.

Procura que el primer ingrediente del chocolate negro sea pasta de cacao (seguido del resto de ingredientes) y evita aquellos que contengan como primer ingrediente el azúcar. Así de simple.

Las claves para tu merienda de yogur con mango y chocolate

La mezcla de los 3 ingredientes es ideal si queremos apreciar distintos sabores y texturas. Ya sabes que es una magnífica receta que puedes tomar a media mañana o en la merienda; y es una de las formas más saludables de combinar el yogur con fruta y chocolate.

Evita cuanto puedas los yogures que vienen ya preparados con su fruta, edulcorantes y siropes, ya que suelen contener colorantes, aromatizantes y azúcares ocultos, tales como almidones modificados o fructosa, entre otros.

Y recuerda que la clave está en escoger:

Una fruta que te guste (Todas son válidas)

Un chocolate lo más negro posible (Mínimo 70% cacao)

Un yogur de calidad (sin otros ingredientes añadidos)

Para tu fast food saludable y casero, elige siempre que puedas los mejores ingredientes, para tu disfrute y sobre todo, para tu salud ? ¿Tienes otras ideas para compartir?

¡Feliz merienda!